Un sitio mágico, un lugar donde pasado y presente se confunden ...

 

Templos

Los Templos del Antiguo Egipto: Sabiduría, Magia y Poder

Estamos creando actualmente contenido para esta sección. Vuelva a visitarnos. ¡Gracias por su interés!

 

Abu-Simbel  -  Edfu  -  Karnak  -  Kom Ombo  -  Luxor  - Philae -  ...

ESTRUCTURA DEL TEMPLO

Los templos egipcios se distribuían a lo largo del curso del Nilo, en enclaves muy específicos. Cada templo estaba dedicado a un dios principal, que residía en el Sancta Sanctorum, y al que se le rendía culto. El templo también solía albergar en su interior capillas dedicadas a otros dioses.

Estos templos, considerados “La casa del Dios”, además de centros religiosos eran también escuelas iniciáticas donde se enseñaban distintas disciplinas a sus discípulos, sacerdotes y sacerdotisas. Estas escuelas eran llamadas “Casa de la vida”

Cada templo estaba especializado en una determinada enseñanza y en sus muros y bibliotecas de papiros registraban estos conocimientos. Importantes filósofos griegos fueron a aprender en estas antiguas escuelas, que con el paso de los años fueron alejándose de sus enseñanzas originales.

Algunos autores consideran que algunos de estos templos se corresponden energéticamente con los siete chakras del ser humano, a lo largo del Nilo, como si de una columna vertebral se tratara. Los egipcios orientaban cada templo a unas cosntelaciones determinadas, según las características del culto o trabajo que se realizaba entre sus paredes. Reflejaban constelaciones en la tierra con sus construcciones y sus templos eran centros que emanaban una determinada energía en consonancia con las características del dios al que estaba dedicado.

Conocedores de las energías cósmicas y telúricas, conocedores de geometría sagrada, sus constructores y los sacerdotes y sacerdotisas que los habitaron con sus potentes y mágicos rituales nos han dejado unos templos que aún hoy en día, tras tantos milenios, conservan una gran fuerza transformadora. Allí las energías no son sutiles, incluso en templos que han sido transportados de su lugar original. No hace falta una gran sensibilidad para percibirlas, solo un poco de silencio e introspección llevan al visitante a sentir la magia y la fuerza de aquellos conocimientos.

La mayoría de los templos tienen una estructura y distribución similares como podemos ver en la siguiente imagen (extraída de Francisco López in Egiptologia.org)


En el templo solo podía entrar el sacerdocio. Únicamente en festividades especiales la población podía acceder al primer patio. La sala hipóstila albergaba la biblioteca y la”Casa de la vida”. En el Santuario estaba la estátua del Dios al que se daba culto y solo podía entrar en él el Faraón y el Sumo Sacerdote, acompañados de algunos miembros de alto rango dentro de la casta sacerdotal para realizar los rituales que diariamente se ofrecían al Dios. Los fieles si querian acercarse a su presencia lo debían hacer extramuros ya que la presencia del Dios podía fulminarlos. Tampoco podían ver su poderosa imagen el resto de sacerdotes aunque en este caso solo les estaba vedada la entrada alSancta Sanctorum.

Como puede verse en la imagen, la altura del templo va disminuyendo hasta llegar al santuario o Sancta Sanctorum, también llamado Sala del Naos. El Dios reside en la parte más profunda,oscura y secreta del templo. Alrededor del Santuario suele haber capillas dedicadas a otros dioses, a lo largo de un deambulatorio. A los lados de la sala hipóstila o de los patios de columnas hay diversas dependencias con funciones de almacen de productos para las ofrendas del dios.

Los templos importantes poseían un lago sagrado donde los sacerdotes y sacerdotisas realizaban sus purificaciones diarias y donde se celebraban ritos en algunos festivales.


MAPA DE EGIPTO CON LOS PRINCIPALES TEMPLOS